“Reinventarse, observar las necesidades del cliente, ser positivo y no perder la fe”


Tania Del Ángel Pich | 7/9/2020, midnight
“Reinventarse, observar  las necesidades del cliente, ser positivo y no perder la fe”
MAESTRA. Logrado el éxito, el enfoque de María Ríos se centra en ayudar a otras mujeres empresarias a navegar en el mundo de los negocios y a abogar por ellas en Washington DC. |

La mayoría de los inmigrantes que llegamos al país buscamos el ‘sueño americano’, pero son muy pocos los que alcanzan la cima de ese anhelado deseo. Sin importar el propósito de cada uno, para hacer realidad un sueño se requiere de pasión, trabajo, perseverancia y sacrificio para no rendirse ante los obstáculos que se presenten en el camino.

photo

Actualmente, María Ríos se desempeña como Embajadora Global para el Desafío Empresarial Internacional de las Mujeres (IWEC), que la reconoció como una de las veintisiete emprendedoras más importantes del mundo.

Ese es el caso de María Ríos, quien llegó a este país con tan solo trece años y la compañía de sus padres. La familia huía de una guerra civil en su natal El Salvador. “Mis papás siempre me inculcaron el estudio. Yo me casé a los dieciocho años y tuve a mis hijos joven por lo que me tomo más tiempo terminar mis estudios universitarios; pero desde que estaba en la escuela siempre tuve la visión de ser mi propio jefe. En la universidad desarrollé mi plan de negocio, trabajé en mi historial crediticio y obtuve experiencia en una compañía muy grande de reciclaje y manejo de desperdicios. Cuando me gradué, conseguí un préstamo, compré dos camiones recolectores de basura y comencé con Nation Waste”, comenta para El Mundo Newspaper, María Ríos, presidenta y directora ejecutiva de Nation Waste, Inc. (NWI), empresa de eliminación de desechos comerciales especializada en construcción, demolición, eliminación de desechos no peligrosos comerciales e industriales, inodoros portátiles y en servicio de reciclaje.

María es la primera mujer latina propietaria de una multimillonaria compañía de desechos en este país y Nation Waste Inc. es una de las empresas con mayor crecimiento en la industria de recolección y reciclaje de Texas.

“Dos camiones recolectores se multiplicaron en decenas y de docenas pasamos a cientos de clientes. Ya tengo veinte años con la compañía. Soy la única mujer en esta industria que es manejada mayormente por hombres”, asegura Ríos y agrega: “No ha sido fácil lograrlo, mucha gente se burló de mi por ser mujer e hispana, pero todos esos comentarios negativos me impulsaron y me motivaron a no rendirme”.

María no se conformó con enfocarse en la recolección de basura: actualmente también es propietaria de cientos de contenedores y baños portátiles, y ofrece seguridad a los trabajadores utilizado alta tecnología. “En el 2018, abrí otra división a mi negocio y colaboré con IBM para crear Nation Safety Net. Juntos creamos una solución de IoT que usa sensores ambientales y dispositivos portátiles para identificar peligros potenciales y así ayudar a los empleados a evitar lesiones en las áreas de trabajo”, explica Ríos.

Aunque Nation Waste Inc. ofrece servicios esenciales, la pandemia forzó a la compañía a buscar nuevos mercados. “Muchos de nuestros clientes: escuelas, universidades u oficinas están cerrados y tampoco hay grandes eventos en la ciudad, pero eso no nos desanima, por el contrario, nos hemos acercado a centros de emergencia donde realizan exámenes de descarte del coronavirus porque ahí necesitan baños portátiles, estaciones de lavado de manos y sanitación, y nosotros proveemos todo eso. También nos acercamos a hospitales y a sitios de construcción que están operando y necesitan contenedores y baños portátiles”, dice Ríos.

Los tiempos que vivimos obligan a los empresarios a replantear sus actividades comerciales. “Mi consejo para todos los propietarios de negocios es que deben enfocarse en las oportunidades presentes y pensar en reinventarse. Yo comencé con la basura, luego invertí en reciclaje, después en baños portátiles, luego en contenedores para desechos de demoliciones y ahora veo que los clientes necesitan seguridad y en eso estoy invirtiendo. Siempre hay que observar y estar vigente en lo que los clientes necesitan, ser positivo y nunca perder la fe”, concluye María Ríos.

DEBE SABERLO

María Ríos fue imagen de la prestigiosa revista Forbes (edición Centroamérica)

el año pasado.