• 11:54 a.m., 17/11/2019

Estudios universitarios más cerca de todos


Tania Del Ángel Pich | 7/18/2019, midnight
Estudios universitarios más cerca de todos
AYUDA. La Universidad de Texas A&M cuenta con el programa ‘Aggie Assurance’, que ha brindado asistencia a estudiantes en los últimos 10 años. |

Para la mayoría de estudiantes, asistir a la universidad es parte de un sueño que muchas veces es difícil de alcanzar. Según un reciente estudio del sitio web Student Loan Hero, Estados Unidos es el segundo país con los costos de colegiatura universitaria más altos en el mundo, convirtiendo la educación superior en un objetivo costoso para millones. Por esta razón, la University of Texas en Austin (UT) anunció que a partir del 2020, ofrecerá becas de matrícula completa a estudiantes universitarios residentes del Estado cuyas familias ganan 65,000 dólares o menos al año. Este beneficio incluye a los estudiantes que no sean estadounidenses y a los ‘dreamers’. Además, a los estudiantes con familias que tengan un ingreso de hasta 125,000 dólares anuales se les garantizará algún tipo de apoyo en el pago de la colegiatura. La Texas A&M University también tiene un programa de ayuda para estudiantes universitarios.

Según datos de la Free Application for Federal Student Aid (FAFSA) del ciclo escolar 2018/2019 de la UT Austin, al menos 8,600 estudiantes provienen de familias que ganan hasta 65,000 dólares, los cuales serían elegibles para una beca completa a partir del próximo año; mientras que alrededor de 5,700 alumnos califican para un apoyo parcial por contar con ingresos familiares de 125,000 dólares o menos.

photo

Jim Suydam. Director de relaciones con los medios de Texas A&M.

Por su parte, la Universidad de Texas A&M cuenta con un programa similar desde hace más de diez años llamado ‘Aggie Assurance’, que desde el 2008 ha permitido que 33,447 estudiantes de licenciatura que provienen de familias con un ingreso menor a los 60,000 dólares al año asistan a la universidad de forma gratuita. “El año escolar pasado (2018/2019) cerca de 7,000 estudiantes fueron beneficiados por el ‘Aggie Assurance’”, comenta para El Mundo Newspaper, Jim Suydam, director de relaciones con los medios de la Texas A&M.

Los estudiantes de la Texas A&M que necesiten de este valioso programa de becas deben, primero, solicitar los beneficios financieros federales y estatales. “Nuestro programa asigna fondos a los estudiantes después de haber intentado obtener los subsidios federales y estatales. Si después del apoyo económico del Gobierno los estudiantes necesitan más ayuda financiera para pagar la colegiatura, entonces nosotros se las proporcionamos sin que tengan que devolver ninguna cantidad de dinero al final de sus estudios”, explica Suydam.

Desde el año 2018, el Sistema Universitario de la Texas A&M reserva 30 millones de dólares adicionales para ayudar a los estudiantes de familias que ganan 100,000 dólares o menos. Esta reserva también se utiliza para aliviar a los estudiantes que tengan dificultades financieras por pérdidas provocadas por desastres naturales, por la muerte de un familiar o por alguna otra fatalidad.

“Este programa, llamado ‘Regents Grants’, fue creado después del paso del huracán ‘Harvey’ y ayudó a cientos de estudiantes que perdieron libros, ropa y transporte, entre otras cosas”, comenta Jim Suydam y agrega: “El ‘Regents Grants’ está disponible para los estudiantes de la Universidad de Texas A&M y para los estudiantes de cada una de las universidades de nuestro sistema, que son, aproximadamente, 150,000 estudiantes”.

EL DATO

La colegiatura de la Universidad de Texas A&M, para un estudiante residente del Estado que toma 15 horas por semestre, tiene un costo aproximado de 10,862 dólares al año, dependiendo de la carrera. En la Universidad de Texas en Austin (UT) un estudiante paga alrededor de 10,314 dólares anualmente por el costo de la colegiatura y cuotas, también dependiendo de la carrera del estudiante.

DEBE SABERLO

Según datos de la Texas A&M, alrededor del 25% de sus estudiantes son de origen hispano. De acuerdo a la ley estatal, los estudiantes que necesiten aplicar al programa de ayuda financiera no serán cuestionados sobre su estatus migratorio.